Lunes, 22 de mayo de 2017

 

LA PENA

 

Autor: Dr. Ricardo Cobo Castillo

 

 

El juzgador en estricto apego al Código Integral Penal, el Derecho Penal y la Constitución de la República del Ecuador e inclusive a la sana critica está en la obligación irrestricta de aplicar una pena a quien cometiere un tipo penal, principalmente y fundamentalmente se formará un criterio eminentemente jurídico de todas las pruebas constantes en el proceso, debiendo tener un nexo causal entre la infracción y la persona procesada conducentes a tener un fallo que de resultar condenatorio debe estar inexorablemente ejecutoriado, dicho fallo o sentencia deberá estar acompañado de un pena, que es el tema de nuestro estudio, razón por la cual vale recordar el axioma jurídico universal de ?Nulla Poena, nulla crimen sine lege? ?No hay pena, no hay delito sin la ley?, por ello quien transgrede la ley penal y su conducta sea penalmente relevante y como consecuencia  de ello judicialmente demostrada en un juicio penal que merezca el reproche social donde se respeten las garantías básicas del debido proceso e inclusive las garantías de la procesada o procesado en caso de privación de libertad, el condenado debe responder por una PENA en fundamento a una norma legal penal (C.O.I.P.) impuesta por una SENTENCIA CONDENATORIA EJECUTORIADA.

 

Es importante descifrar de conformidad con el COIP que las infracciones se clasifican en delitos y contravenciones, así el delito es la infracción penal cuya PENA privativa de libertad supera los 30 días, mientras que las contravenciones son sancionadas con PENA no privativa de libertad y PENA privativa de libertad hasta treinta días.

 

 

Legalidad de la Pena:

 

Políticas Preventivas como medidas de Exclusión de la Pena

 

No debemos olvidarnos que la prevención en materia penal debe ser el remedio principal para erradicar la pena, es decir si existe una información absoluta y adecuada con respecto a las sanciones por los delitos y contravenciones que merezcan una pena, esta se asidera no al castigo sino a la prevención, para ello la educación toma un rol importante, la fuente de empleo y principalmente el tomar conciencia de que es preferible la prevención a la sanción o la pena y con ello vivir en una sociedad justa será cada vez más apreciable en aras a encontrar un equilibrio en el tema de la justicia social.

 

El artículo 51 del Código Orgánico Integral en relación al tema nos dice textualmente: ?La pena es una restricción a la libertad  y a los derechos de las personas, como consecuencia jurídica de sus acciones u omisiones punibles. Se basa en una disposición legal e impuesta por una sentencia condenatoria ejecutoriada?. 

 

El artículo 64 de la Constitución de la República del Ecuador nos dice: ?El goce de los derechos políticos se suspenderá, además de los casos que determine le Ley, por las razones siguientes?:

 

En el caso:

 

2.- Sentencia ejecutoriada que condene a pena privativa de libertad, mientras esta subsista.

 

El artículo 52 del Código Orgánico Integral Penal por su importancia cabe destacarlo: ?Los fines de la pena son la prevención general de la comisión de delitos y el desarrollo progresivo de los derechos y capacidades de la persona con condena así como la reparación del derecho de la víctima.

En ningún caso la pena tiene como fin el aislamiento y la neutralización de las personas como seres sociales?.

 

El artículo 53.- Legalidad de la pena: ?No se impondrán penas más severas que las determinadas en los tipo penales de este Código. El tiempo de duración de la pena debe ser determinado. Quedan proscritas las penas indefinidas?.

 

Además, y en otros artículos de la carta Magna se individualiza la pena para cada persona, observando las atenuantes, agravantes, las necesidades y condiciones especiales de la víctima, la gravedad de sus lesiones, la acumulación de las penas hasta un máximo de 40 años, multas y en fin la sentencia condenatoria lleva consigo la interdicción de la p.p.l. lógicamente mientras dure la pena.

 

La Interdicción.- Algunas Concepciones

 

Es importante manifestar y textualmente esgrimir lo que habla el artículo 56 del Código Integral Penal con respecto a la Interdicción.- ?La sentencia condenatoria lleva consigo la interdicción de la persona privada de libertad, mientras dure la pena.

 

La interdicción surte efecto desde que la sentencia cause ejecutoria e inhiba a la persona de libertad de la capacidad de disponer de sus bienes a no ser por sucesión por causa de muerte?.

 

Para Francisco Carrara en su libro ?Programa de Derecho Criminal, Parte General, Volumen II?, la pena ?es un contenido necesario del derecho?, al respecto este concepto nos clarifica la idea del castigo del culpable que justamente se refleja en el término pena, la misma que debe ser considerada y ratificada como un contenido primordial del derecho.

 

El Dr. Efraín Torres Chaves en su reconocida obra ?Breves Comentarios al Código Penal del Ecuador? manifiesta: ?La pena es una retribución legal a un acto ilegal. Es una privación de bienes jurídicos, que recae sobre el autor, cómplice o encubridor de un delito, en más o menos proporción al mal causado por estos?.

 

El tratadista argentino SEBASTIAN SOLER en su libro de consulta ?Derecho Penal Argentino, tomo II? nos da una definición de lo que es la pena conceptuándolo ?como un mal amenazado primero, y luego impuesto al violador de un precepto legal, como retribución, consistente en la disminución de un bien jurídico, y, cuyo fin es evitar los delitos?.

 

SILVIO RANIERI en su obra ?Manual de Derecho Penal, Tomo II, Parte General? conceptúa a la pena de la siguiente manera: ?Pena criminal es la consecuencia jurídica pública, consistente en la privación o disminución de uno o más bienes jurídicos, que la ley expresamente prescribe para los hechos constitutivos de delitos y para el fin de la prevención general, que los órganos de la jurisdicción infligen mediante el proceso a causa del delito cometido, y que se aplica y se ejecuta con modalidades que tienden, para los fines de la prevención especial, a la reeducación del condenado?

 

 

Eugenio Zaffaroni en su obra ?Derecho Penal y Poder Político Punitivo? dice: El concepto de pena es fundamental, pues delimita el Universo de la materia penal. Abarca tanto penas lícitas como ilícitas?.

 

Carlos Fontan Balestra en su obra ?Tratado de Derecho Penal, Tomo III, Parte General? sostiene que: ?comúnmente se concibe la pena como un mal que se impone a quienes han cometido un delito. Desde este punto de vista, se la considera como una reacción contra quienes atacan a la sociedad?.

 

Ahora bien y para culminar con el estudio de este importante tema esbozo mi criterio al respecto conceptuando a ?la pena como una figura jurídica tendiente a penalizar o castigar la transgresión o quebrantamiento de la ley a lo que denominamos tipos penales como consecuencia de la acción u omisión del hechor con conocimiento total de su antijuricidad, en consecuencia la pena restringe uno de los derechos más fundamentales que tiene el ser humano como es el derecho a la libertad y otros derechos más como los patrimoniales, etc.. por su conducta punible?.

 

Es importante indicar que debe existir sendas políticas de estado e información con respecto a la PENA que coadyube a  concientizar  a las personas y sus efectos para que la pena sea el último eslabón, lo último que pueda ocurrir para castigar un tipo penal, es decir, que la pena se la pueda utilizar principalmente no como una sanción sino más bien como una prevención y si es del caso como una auténtica rehabilitación y readaptación del reo ? condenado a la sociedad. No se puede tener más cárceles abarrotadas de presos sin sentencia, y, en eso creo yo que han bajado los niveles notoriamente, pero ello no es suficiente para ratificarme en que se debe promover políticas gubernamentales de reinserción de los p.p.l. al medio social a efectos de que el condenado - rehabilitado  sea una garantía para la sociedad y el Estado.

 

Garantismo Penal

 

El tratadista italiano LUIGI FERRAJOLI creó la Teoría del Garantismo Penal.- Para quienes hemos tenido la oportunidad de leer y estudiar su obras siempre tendremos la idea de que la prevención es la mejor arma en el buen sentido para combatir el delito, por ejemplo él indica que mucho delitos que lógicamente no revisten peligrosidad no justifican la pena de libertad.

 

El maestro italiano es coherente y filosófico jurídicamente hablando en manifestar en sus cátedras y conferencias en general que ?la libertad es un derecho fundamental?  que puede  ser restringida, prohibida, limitada solamente cuando se trate de ofensas sumamente graves, he leído y he escuchado en sus intervenciones decir muchas veces que muchos delitos de la calle que no revisten mucha peligrosidad contra bienes patrimoniales no justifican la cárcel, y, así él nos habla de penas inferiores a un año, de meses, que no tiene ningún sentido privar de su libertad mediante una pena, porque simple y llanamente implican lesionar la dignidad de las personas al introducirles en un mundo muy violento como son la cárceles con efectos criminógenos que propician la criminalidad y que por tanto resultan inevitables. Cabe ahí indicar que las cárceles son verdaderas escuelas del delito y por tanto Ferrajoli nos habla de buscar y dictar otras medidas alternativas a la pena menor para evitar justamente este mal, como por ejemplo los arrestos domiciliarios, la cárcel de fin de semana, la libertada condicional.

 

Lastimosamente es absurdo hablar de función reeducativa porque tiene un efecto criminógeno de educación al crimen, vuelvo e insisto esto en cuanto se refiere a delitos menores, en fin e  inclusive para aquellos delitos mayores la reeducación y readaptación al medio debe tomar un papel preponderante del condenado frente al ámbito social y su reinserción, haciendo hincapié y tomando imprescindiblemente en consideración que primero debe ser la prevención a la sanción o pena.

 

Dr. Ricardo Cobo Castillo

Doctor en Jurisprudencia

Especialista en Derecho Penal y Procesal Penal

 

Change password



Loading..